Mi Chrysler 300C Touring y yo: 500.000 Km juntos

500.000 km son nada menos que 2.272 viajes de ida y vuelta de Cartagena a Pinoso. Todos en mi Chrysler 300C Touring. Sí, por supuesto que uso el coche para otras cosas aunque en mis capitulaciones matrimoniales consta que en la vida al margen del trabajo, la que conduce es mi mujer que lleva siempre su coche cuando lo hace salvo que sean viajes largos en cuyo caso vamos en el mío, pero no me fastidien los cálculos, please…

Cada viaje me ocupa unas dos horas y media (ida y vuelta). En este artículo dice que los españoles tardamos 36 minutos de media para llegar al trabajo (y otro tanto en volver). Pues yo tardo mucho más que eso y lo llevo tardando desde hace casi trece años. Esas dos horas y media al día suman 5.681 horas de coche y tal cantidad de horas suman 236 días. Como 10 años (y medio), que son los que tengo este coche, son 3.650 días, me he pasado 236 días enteros metido en el coche. Son casi 8 meses, aunque en realidad ya no tardo casi nunca dos horas y media porque voy pisando huevos y el viaje me ocupa un rato largo más, con lo que habría que aumentar mi pena de coche.

Con mi antiguo coche (un A6 Avant que despaché con 250.000 km) anduve dos años y pico previos, con lo que habría que sumar unos 50 días más metido en el coche.

Resultado final en estos años: llevo en el coche unos 285 días enteros desde que soy Notario de Pinoso.

Me apetecía recordar el evento

Será difícil que vuelva a hacerle tantos kilómetros a un coche, ¿no? Calculo que llevaré conducidos 1 millón de kilómetros en mi vida al volante de un Seat 133, de un Fiat Uno, de un Volkswagen Golf y de los dos automóviles ya citados. También le hice bastantes kilómetros a un Renault Supercinco de mi hermana pequeña. Me quedan 18 años para jubilarme (acabo de hacer el paso del ecuador de mi vida profesional evento que pronto ocupará su espacio en este apartado Off Topic de mi blog), pero espero, más pronto que tarde, ser Notario de mi ciudad y dejar de pasarme tanto tiempo en el coche, aunque ya me han prorrogado siete veces la condena de seguir de Notario en el poble. También algún día hablaré (tal vez con motivo de ese paso del ecuador) de las circunstancias que me hacen estar aún aquí y de las sensaciones y pensamientos que me rondan. También podría explicar la causa de porqué conservo un coche de medio millón de kilómetros.

Me estaba costado sacar estas líneas conmemorativas del evento y, al final, ha sido mi amigo Antonio Saura el que me las ha puesto en bandeja cuando me ha dicho:

«Enhorabuena Justito por los 500.000 kilómetros. A día de hoy es una cifra mágica para un coche porque muy pocos los alcanzan, y todavía se celebran más cuando después de tanto camino recorrido no has tenido ningún percance serio. Por esos dos motivos creo que ese coche forma parte muy importante de tu vida, además que como bien dices en Instagram buena parte de ella la has pasado sobre esas cuatro ruedas: cuantos procedimientos notariales habrás resuelto, cuantos viajes habrás organizado, cuantas historias habrás imaginado en ese asiento frente a ese volante. Creo que puede ser hasta el motivo de tu próximo libro «Reflexiones con Chrysler». Es una pena que ese salpicadero no hable. El video me ha encantado, la carretera abandonada, la madera noble del volante y el mágico número en el cuentakilómetros, con Loquillo de fondo cantando a tu coche. Enhorabuena Justito, enhorabuena Chrysler«.

El video al que se refiere Antonio está grabado para la ocasión. Calculé que el día 18 de Septiembre a la vuelta de Pinoso, más o menos a la altura de la rotonda de Caprés y de los Baños de Fortuna alcanzaría el kilómetro 500.000. En cuanto lo he hecho (menos mal que la zona es abundante en desvíos para carreterillas, caminos y demás vías terciarias), me he salido de la comarcal C-3223 y he grabado lo que ahora podréis ver con el Cadillac Solitario (un himno para mis compañeros de colegio y para mi hace ya un siglo de tiempo) de Loquillo que casualmente andaba metido en mi lector de CD que aún uso a pesar de que ya esté pasado de moda este tipo de reproductor ….

¡Hasta los 600.000¡ Un abrazo. Justito El Notario. @justitonotario




 

2 comentarios

  1. Hoy un coche con 500.000 km no es un coche. Es un fiel compañero.

    • Hola Jose:
      Sí, cierto. Todo el mundo me dice que cuando voy a cambiar de coche y yo les digo que para alguien que conduce tanto como yo, lo rentable es continuar con este coche.
      Además les digo que soy un Notario pobre y suelen reírse cuando lo digo ;))
      Un abrazo, Justito El Notario.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.